lunes, 15 de febrero de 2010

Logogenia (sordos aprenden con imágenes)

Enseñan a sordos lectura con imágenes


El niño sordo puede comprender la estructura lógica de las frases escritas. Foto: ArchivoRealizan en México Primer Congreso Internacional de Logogenia Por Antimio Cruz
Grupo Reforma

Cd de México, México (20 agosto 2003).- Para aprender a leer no es indispensable escuchar ni conocer el sonido de las palabras representadas con letras, gracias a un método alterno llamado logogenia, que permite entender los mensajes escritos por identificación de imágenes, afirmaron especialistas mexicanos en lingüística y educación, al anunciar el Primer Congreso Internacional de Logogenia, que se realizará del 8 al 10 de octubre en la Ciudad de México.

José Luis Moctezuma Zamarrón, director de Lingüística del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) informó que el encuentro académico reunirá a expertos de Argentina, Colombia, Italia y México, quienes han aplicado en sus países el método inventado hace 12 años por la investigadora italiana Bruna Radelli, quien instrumentó por primera vez su propuesta en 1991, cuando laboraba en la Dirección de Lingüística del INAH.

El encuentro, que tendrá como sede al Museo Nacional de Antropología (MNA), está dirigido a especialistas en lingüística y educación especial, así como a padres de niños con problemas de audición. Las ponencias serán impartidas por especialistas de 10 instituciones, incluyendo a la propia Radelli .

"La gran aportación del método propuesto por la investigadora italiana hace llegar al cerebro de los niños sordos el concepto y estructura de la lengua con imágenes y demuestra que las funciones biológicas relacionadas con el lenguaje están sanas en esas personas y pueden desarrollarse", afirmó Francisco Peral Rabasa, Coordinador de la Red Logogenia, que enlaza a más de 200 logogenistas de cuatro países.

Claudia Gutiérrez, directora del Grupo Tessera A.C. para la atención a niños y jóvenes con déficit auditivo y profesora de logogenia, sostiene que en muchos casos las personas con sordera llegan a la adolescencia sin adquirir ningún tipo de lenguaje, lo que deriva en una vida poco interactiva y con grandes dificultades para los pacientes y sus familias.

"Hay que aclarar que la meta de la logogenia no es conseguir que el niño o el joven hable, sino que active sus procesos de adquisición del lenguaje pues hemos comprobado que aún sin el sonido, el niño puede comprender la estructura lógica de las frases escritas si se le presentan en una forma sintetizada y ordenada. Esa comprensión de la lengua escrita estimula mejorías en muchas otras áreas de su desarrollo", añadió Gutiérrez.

En México existen diferentes cifras sobre la incidencia de la sordera profunda en niños cuyo rango varía de uno en cada 7 o 9 mil nacimientos. La edad recomendable para que los pacientes inicien el trabajo con esta técnica es entre 3 y 14 años de edad, periodo en el que se da terapia individual durante sesiones de al menos una hora diaria.

"Tradicionalmente, se ha tratado de que los niños y jóvenes sordos adquieran una serie de herramientas que nosotros llamamos competencia comunicativa y en las que se incluye la lectura labiofacial, discriminación auditiva, articulación, señas y dactilología. Pero la logogenia va más allá y enseña al niño a percibir estructuras sintácticas precisas", dijo Angeles Mendoza, asesora técnica del Departamento de Educación Especial de los Servicios Educativos Integrados al Estado de México (SEIEM).

Los especialistas reconocieron que esta metodología aún no se ha adoptado en muchas instituciones de salud pública por la dificultad que implica tener a logogenistas con atención individualizada para atender el gran número de pacientes al que dan servicio.

Información encontrada en la siguiente página:
http://www.mural.com/ciencia/articulo/292534/

No hay comentarios :